9 sept. 2011

¿Perdiste tus documentos? JODETE

Dejé un comentario en una publicación de la página Teledoce.com (uno de los canales abiertos de televisión uruguaya). La publicación hacía el intento de promocionar un nuevo sitio que tiene como finalidad hacer que el público registre en una base de datos los documentos de identidad (Cédula) extraviados o hallados para que sea más fácil de encontrar a su dueño. Ese sitio es midocumento.org

El problema?: Por más que la tecnología y las redes sociales tomen cada vez un papel más importante, aún hay gente que no tiende a ultilizar internet en su vida cotidiana. El uruguayo asiste a un cyber con frecuencia al igual de lo que toma mate? La población total de nuestro país tiene si o si una computadora en su casa? Bueno, eso es algo que creo que está por averiguarse porque éste mes se está realizando el famoso CENSO, pero... ¿Qué tan útil sería éste sitio? ¿Logrará su cometido? ¿La gente irá a un cyber o en su propia casa y se meterá al sitio para registrar su cédula perdida o una cédula que encontró tirada en la calle?

Pongamos un ejemplo más práctico a ver si me siguen. Situación: Noche sábado, fui a jugar al fútbol con unos compañeros de trabajo (Del primer trabajo, osea los buenos) luego de nuestra jornada laboral (muy tarde por cierto). Luego del partido salgo a la parada del ómnibus para volver a casa, pero hete aquí que no hay bondi. ¿Qué hago? Paro un taxi. Bien. Llego a casa. Saco la billetera, le pago al chofer y salgo del taxi con la mente en que tengo la mochila colgada en el hombro y la billetera en la mano (y si no la tenía en la mano la habré guardado en la mochila como acto reflejo). Al otro día me sorprendí porque no encontré mi billetera. Boludo yo, la perdí en el taxi.

¿Ustedes creen que el taxista o el próximo pasajero me devolvería la billetera? ¡O aunque sea los documentos principales, la plata no importaba! De seguro quien la encontró se quedó con los pocos pesos que tenía y el resto de los documentos los habrá tirado a la basura o los habrá quemado. Ya se qué están pensando: ¿Tenía tarjeta de crédito? Si, la tenía. Pero luego de dar vuelta "patas para arriba" mi cuarto completo (lástima que no tengo foto de ese día -Está como siempre-) hice las denuncias correspondientes y la congelación de mi cuenta para que no la utilicen.

Será el uruguayo TAN NOBLE como para salir corriendo a registrar en un sitio web una cédula perdida? Las cédulas extraviadas las vemos en todos lados, en las vitrinas de los hospitales, policlinicas, almacenes, kioscos, seccionales policiales (etc) y quizás nunca regresen a su dueño.

En fin, esperemos que este nuevo emprendimiento evolucione y logre tapar esta boca habladora. (?)

0 comentarios:

Publicar un comentario